//
estás leyendo...
Contenido o enlace

Cooperación interesada, cooperación recortada, ¿cooperación reforzada?

Gerardo Molpeceres (Programa de coluntariado VOLPA / Entreculturas)

El recorte del 70% de la cooperación al desarrollo en los presupuestos del estado confirma una visión instrumental e interesada de la “ayuda” al desarrollo. Hace años que venimos escuchando del poder político y económico argumentos perversos a favor de la cooperación como: “el desarrollo de Africa es la mejor manera de evitar la inmigración” y más recientemente: “la política exterior es parte de la política económica y la cooperación es su tarjeta de presentación”  o  “la ayuda al desarrollo facilita la internacionalización, ayuda a vender en el exterior, es buena para España“. Este pensamiento paternalista y egoísta ha caldo en la sociedad: con la excusa de mejorar las condiciones de los empobrecidos, nuestra sociedad ha hecho la cooperación al desarrollo que le interesa y porque le interesa. Y cuando deja de interesarnos, dejamos de hacer cooperación, que es lo que está pasado ahora.

Las organizaciones de ayuda al desarrollo y las ONG’s hemos sido poco críticas con esta cooperación interesada, primando los beneficios puntuales y aislados en el Sur frente al cambio político efectivo. Nuestra incidencia política ha sido puntual, poco coordinada y excesivamente centrada en el sector de la cooperación. No hemos trasladado a la sociedad la idea de que la justicia global es imprescindible para la propia supervivencia del norte, que es imposible un mundo de compartimentos estancos con islas de riqueza en un mar de pobreza, que la crisis que padecemos tiene su origen en un sistema económico y geopolítico que debe transformarse radicalmente simplemente para seguir siendo posible y que en este mundo o progresamos juntos o nos hundimos todos.

La cooperación recortada abre dos caminos no excluyentes. Por un lado debemos combatir los recortes y defender los efectos beneficiosos de la cooperación, minimizar el impacto de los recortes en los empobrecidos, mejorar la calidad de la ayuda, implicar a la sociedad y las empresas en la cooperación y hacer con los recursos  disponibles lo más y mejor que podamos. Pero además debemos ampliar la mirada y luchar por un cambio de modelo, con más incidencia social y política, mayor coordinación entre nosotros, con las organizaciones sociales y el conjunto de la sociedad, más internacionalizada en el Norte (UE) y en el Sur, orientada más bien hacia las políticas generales y dirigida no sólo a los poderes públicos sino también al poder económico.

Anuncios

Comentarios

Trackbacks/Pingbacks

  1. Pingback: Novedades Taller Sur Abril 2012 | Taller Sur Zaragoza - 29 abril 2012

“ACERCANDONOS Al SUR”

Taller de 4 sesiones sobre la realidad del Sur y la Cooperación al Desarrollo. Organizado por Huauquipura, Vides, Entreculturas, Intered y Acción Solidaria Aragonesa (ASA).

Pon AQUI tu e-mail.

Únete a otros 89 seguidores

Comparte este blog

Facebook Twitter More...